Puntarenas, turismo alternativo en Costa Rica

Puntarenas, turismo alternativo en Costa Rica

El turismo alternativo en Costa Rica siempre es prometedor, gracias a las joyas naturales y la exquisita geografía que alberga la región.

Costa Rica es un edén para el turismo de aventura y los deportes extremos. Puntarenas, en el Golfo de Nicoya, es uno de esos rincones de belleza incomparable que reúne playas y ensenadas vírgenes, hermosas islas solitarias, esteros y manglares con espectaculares postales de vida salvaje, ríos y cascadas, refugios de vida silvestre, parques naturales, y una gran diversidad de actividades extremas y de aventura en estrecha relación con la naturaleza.

Puntarenas, a sólo 120 kilómetros de la capital de Costa Rica, San José, es uno de los destinos turísticos del más exóticos y visitados por los amantes de la aventura y de los viajes alternativos. La ciudad reúne todas las comodidades en cuestiones de hospedaje y de servicios turísticos de primer nivel a orillas del mar, y es el lugar perfecto para organizar excursiones y sofisticadas y emocionantes.

La ciudad de Puntarenas tiene mucho que ofrecer  al visitante. Tan sólo las maravillosas playas de las penínsulas de Nicoya, Paquera, Lepanto y Cóbano son de excepción. Las islas vecinas como isla Cedros, isla Venado e isla Pan de azúcar, son verdaderos paraísos tropicales con bosques de maderas preciosas, manglares poblados por infinidad de aves, y playas excepcionales.

Para disfrutar al máximo estos escenarios existe una rica oferta de actividades extremas y lúdicas para los viajeros que gustan de las emociones intensas: cabalgatas en las zonas costeras y en las áreas montañosas, caminatas con guías experimentados hacia parques naturales o comunidades vecinas, ciclismo de montaña por bellos circuitos que ofrecen panoramas excepcionales; recorridos en bote por los espléndidos manglares de la zona, vuelos en ultraligeros para las emociones de altura; observación de delfines y en general de la fauna marina de la región a bordo de embarcaciones con guías profesionales, observación de aves en las islas y cabos. Y en la playa de Boca Río Barranca se reúnen todos los surfistas, ya que es uno de los lugares más famosos en el mundo para la práctica de esta actividad. En fin, cientos de actividades para una experiencia cercana con la naturaleza.

Puntarenas, para un turismo alternativo en Costa Rica

En la ciudad de Puntarenas hay mucho que ver y conocer, su casco antiguo atesora monumentos y edificios muy interesantes. Las vetustas instalaciones de la Capitanía General del Puerto tiene la pátina de épicas proezas, mientras que el parque Mora y Cañas es un pequeño oasis entre el bullicio urbano. La llamada Iglesia Central también resulta interesante, y vale la pena conocer el Antiguo Centro Penitenciario en la cercana isla de San Lucas, hoy convertido en museo.

El Parque Marino del Pacífico, en la antigua estación de tren, es también interesante. En sus peceras podrás conocer la rica fauna acuática de la región. Desde aquí inicia el animado Paseo de los Turistas, que llega hasta el área conocida como La Punta. El lugar corre paralelo a la playa principal de Puntarenas, y aquí están el muelle de cruceros, las ventas de artesanías, y los antojitos playeros como las suculentas ensaladas de frutas o los famosos granizados.

En el antiguo cuartel de Puntarenas es de vista obligada el maravilloso Museo Histórico Marino, donde podrás descubrir la diversidad de los recursos naturales de la región, los periplos de piratas y filibusteros que asolaron estas costas, los primeros asentamientos de los indígenas de la región, y en general interesante información histórica y de las costumbres de la entidad.

Refugios de Vida Silvestre, Reservas Naturales y Parques Nacionales

Desde Puntarenas tendrás muy cerca algunas de las áreas naturales más impresionantes del país. Puedes empezar por la catarata de Montezuma, para seguir con el Refugio de Vida Silvestre de la Isla San Lucas es un paraíso, lugar rodeado de playas y acantilados al que puedes acceder en bote desde el puerto; su playa Cocos es una de las mejores de todo el Golfo de Nicoya.

Las Reservas Biológicas de algunas de las islas del Golfo de Nicoya son un paraíso para el avistamiento de aves. Por ejemplo, en la isla Guayabo la población de gaviotas reidoras, piqueros morenos, tijeretas de mar, y pelícanos pardos es espectacular. El Islote de Pájaros y la isla Negritos tampoco tienen desperdicio, y adicionalmente tiene una población de loros francamente excepcional. Por otro lado, El Parque Nacional Carara es fantástico, en él habitan árboles de maderas preciosas como el guanacaste, y su fauna de monos carablanca, manigordos y lapas rojas es sorprendente. Sus miradores como Quebrada Bonita, a más de 1500 metros de altura, son  inolvidables.

Por último la Reserva Natural Absoluta de Cabo Blanco es también de visita muy recomendable. En sus bosques destacan más de 140 especies de árboles entre los cuales habitan venados, monos congo, coyotes y ardillas. En sus playas vírgenes pernoctan pelícanos pardos y tijeretas de mar, y frente a ellas se yergue esplendorosa la isla de Cabo Blanco, con sus infinitas fragatas que sobrevuelan permanentemente sus rocosos perfiles.

Puntarenas en Cosa Rica es un regalo para el alma. Contempla seriamente este destino de para tus próximas vacaciones playeras y de aventura; puedes estar seguro de que la experiencia resultará única e inolvidable.

¿Quieres recibir descuentos en tu próximo vuelo?

Ingresa tus datos y te enviaremos los mejores descuentos y promociones para tu próximo viaje.

No, no quiero viajar
Obtén descuentos