Barra de Navidad, en la Costa Alegre de Jalisco

Barra de Navidad, en la Costa Alegre de Jalisco

La Costa de Alegre de Jalisco es un hermoso litoral de más de 100 kilómetros de extensión, que va del puerto de Manzanillo en Colima hasta Puerto Vallarta.

En esta franja costera se encuentran bellas playas vírgenes, pueblos con historias de piratas, sofisticados complejos hoteleros para quienes prefieren disfrutar de la naturaleza sin sacrificar el confort, y sobre todo una naturaleza prodigiosa ideal para la aventura y los deportes acuáticos.

Barra de Navidad, con su laguna y su isla, es uno de los rincones más atractivos de la también conocida como Costa Bella. Aquí se puede disfrutar de los mejores atardeceres y de una gastronomía espectacular; es un punto por demás estratégico para descubrir los parajes más extraordinarios de esta ribera, que con los años se ha convertido en uno de los lugares predilectos.

Te dejamos algunas sugerencias para que descubras las playas más atractivas, los miradores más importantes, los senderos en la selva más exóticos, las referencias históricas, los poblados más entrañables y los mayores placeres gastronómicos de esta joya del Pacífico Mexicano.

Barra de Navidad en el tiempo

Barra de Navidad se descubre poco a poco, conforme se camina van apareciendo vestigios de su rico antecedente. La importancia estratégica de este puerto inició cuando el Virrey Antonio de Mendoza descubriera estos parajes a mediados del siglo XVI, bautizándolos como Puerto de la Natividad.

Entre las huellas de este nostálgico pasado, se encuentra frente a la parroquia una réplica de la Santa Cruz del Astillero, cuya versión original ocupó el mismo sitio en 1557. Este símbolo religioso tenía como objetivo proteger a los constructores de astilleros y galeones de la localidad –Barra de Navidad en esa época era importante en la fabricación de barcos– y a los marinos que emprendían largas travesías. El monumento que conmemora el IV centenario de la Primera Expedición marítima que partió desde aquí a la conquista de las Islas Filipinas, el 21 de noviembre de 1564, también es interesante.

En la localidad también está la Parroquia de San Antonio, que alberga en su interior el singular Cristo de los Brazos Caídos. Cuenta la leyenda que durante el ciclón Lily que azotó con vehemencia a la población, el Cristo bajó los brazos de la cruz, y en ese momento la tempestad cesó de manera inmediata.

Desde el malecón panorámico del puerto se puede apreciar la hermosa bahía, la barra y la laguna, todas conocidas como Navidad. En este andador se yergue una escultura de Tritón, el mensajero de las profundidades marinas e hijo de Poseidón, de acuerdo a la mitología griega. También hay otra escultura de Nereida, ninfa del mar e hija de Nereo.

Al final del malecón, justo en la unión de la bahía con la laguna, se puede observar en todo su esplendor la magnitud de la Isla de Navidad. Desde el muelle del puerto se pueden alquilar lanchas para realizar excursiones hacia la Laguna, que al centro tiene a la Isla de Navidad y cuenta con espectaculares desarrollos turísticos. Durante el paseo se puede conocer un interesante criadero de camarón y practicar la pesca deportiva.

Para cerrar con broche de oro, nada como descansar en la pequeña comunidad de Colimilla que está a las orillas de la laguna. En las enramadas se pueden degustar algunas de las delicias culinarias de la región: el huachinango, los cocteles de mariscos y los camarones en todas sus presentaciones son suculentos.

Los alrededores en la Costa Alegre de Jalisco

Muy cerca de Barra de Navidad hay paraísos que merecen ser visitados. A sólo 5 kilómetros está el pueblo de Melaque, aquí hay que dirigirse al Malecón Panorámico de Punta Melaque, desde donde las vistas de la bahía son un portento.

Muy cerca, la playa de Cuastecomate es un lugar idílico. Esta pequeña playa de arena fina regala escenarios exuberantes de selva tropical, y hacia el horizonte marino unos bellos islotes y las Rocas Puntiagudas, que son unos riscos habitados por cientos de aves marinas. Esta playa que tiene apenas unos 300 metros de largo, pero es ideal para el buceo, el esnórquel y para los paseos en bote.

A 20 kilómetros de Barra de Navidad, con rumbo norte, se llega a El Tamarindo, que es una exuberante selva protegida en cuyos parajes se pueden avistar mapaches, tejones, venados, cocodrilos, y muchas otras especies en libertad. La zona cuenta con tres espléndidas playas: Majahua, Dorada y Tamarindo, que son solitarias y vírgenes, ideales para quienes disfrutan de la intimidad de una playa privada.

En El Tamarindo se encuentra un espectacular complejo ecoturístico inmerso en la selva, que presume algunas de las mejores vistas del océano, además de un club de playa, una marina con su club de yates, un campo de golf, canchas de tenis, entre otras cosas.

Muy cerca, es imperdible la playa de La Manzanilla, con una extensión de más de 2 kilómetros. El entorno lo complementan manglares y un río que desemboca aquí, y que en conjunto forman el estero de La Manzanilla. Los paseos en bote brindan la oportunidad de conocer a los caimanes en su hábitat natural, así como a las tortugas, espátulas, garzas, pájaros bobos, pelícanos, entre otras especies. Del lado del mar se puede disfrutar de las famosas bananas acuáticas.

A un par de kilómetros, la playa de Boca de Iguanas es un paraje atractivo con arena suave y oleaje agitado, porque se trata de una porción de mar abierto. En esta playa se pueden alquilar lanchas para pasear en el mar, y caballos para recorrer la playa o internarse por la selva. Aquí hay un buen hotel y lugares para acampar, la pernocta es muy recomendable en este rincón alejado y salvaje.

A una docena de kilómetros de Boca de Iguanas, se llega a la preciosa bahía de Tenacatita. En esta playa se puede disfrutar de la espléndida gastronomía local, y se pueden alquilar de bananas y jet-ski. Pero, sobre todo, durante el invierno en esta bahía se puede disfrutar tanto de la salida como de la puesta del sol del lado del mar, un privilegio que comparten muy pocos lugares en el Pacífico.

Regálate unas vacaciones en esta franja costera de Jalisco, con toda seguridad la experiencia resultará inolvidable, y guardarás este destino como uno de tus favoritos.

¿Quieres recibir descuentos en tu próximo vuelo?

Ingresa tus datos y te enviaremos los mejores descuentos y promociones para tu próximo viaje.

No, no quiero viajar
Obtén descuentos