Pueblos Mágicos de Jalisco: San Sebastián del Oeste

Pueblos Mágicos de Jalisco: San Sebastián del Oeste

Uno de los Pueblos Mágicos de Jalisco más encantadores que podrás encontrar, es sin duda San Sebastián del Oeste. Acompáñanos a descubrir por qué.

Los Pueblos Mágicos de Jalisco

Mucho antes de que existieran las zonas urbanas y los espectaculares desarrollos turísticos de Bahía de Banderas, en las costas de Jalisco y Nayarit, en la Sierra Madre Occidental que mira hacia estos litorales marinos, había ya varias comunidades, ranchos y lujosas haciendas que crecían gracias a la rica explotación minera de la región.

Después de más de dos siglos de auge y bonanza en la primera mitad del siglo XX, vino paulatinamente la decadencia de estos poblados. Inició entonces el peregrinaje de la población  hacia aquellos horizontes marinos que por generaciones habían visto a lo lejos con cierto desdén, y poco a poco la sierra comenzó a deshabitarse. Por su lado, la costa inició su vertiginoso desarrollo hasta convertirse en lo que hoy conocemos como los enclaves turísticos de Puerto Vallarta y la Riviera Nayarit.

San Sebastián del Oeste es uno de estos pueblos pioneros que crecieron al amparo de las enormes riquezas auríferas. La comunidad llegó a tener hasta 30 000 habitantes; hoy sólo quedan alrededor de 500 personas, con muchos recuerdos e historias. Sus perfiles de plazoletas, templos, casonas centenarias, legendarias haciendas, y callejones tortuosos son entrañables y hermosos. No sorprende que San Sebastián del Oeste haya sido declarado Pueblo Mágico, pues tiene mucho que contar y ofrecer al viajero.

El entrañable San Sebastián del Oeste

Para llegar a San Sebastián del Oeste desde Puerto Vallarta, hay que tomar la carretera con rumbo a Nuevo Vallarta, en el estado de Nayarit. Poco antes de llegar, en la zona de Las Juntas hay que desviarse hacia la carretera que sube por la Sierra Madre Occidental. Como referencia, habrás de pasar el pueblo de Las Palmas, y más adelante en el poblado de La Estancia, encontrarás la desviación hacia San Sebastián del Oeste.

El trayecto te tomará entre una hora y media y dos, así que conviene  tomarse el camino con calma. Incluso, no está de más detenerse en los miradores que están sobre la carretera, pues ofrecen panoramas de la costa de Bahía de Banderas y de Puerto Vallarta maravillosos.

Entre los paisajes serranos, súbitamente los horizontes del Pueblo Mágico van quedando al descubierto. Los primeros viejos techos de teja con sus portales entre los callejones empedrados, pronostican una jornada de encuentros afortunados.

Conforme se sigue avanzando aparecen las espléndidas casonas de gruesos sillares y pátinas centenarias; y también los templos de austera figura y de blancos campanarios. Entran en escena las haciendas perdidas en el tiempo y devoradas por la impetuosa vegetación. Sorprende que muchos de los patios de las rancherías están habilitados como destilerías, donde se elabora la raicilla, una fuerte bebida producida con agaves silvestres de la región.

En los portales de sombras y mecedoras se ven exhibidos para su venta los puros artesanales y los tradicionales licores de frutas; llaman la atención las huertas frutales de aromas deliciosos en los traspatios de las modestas casitas. Entre las viejas paredes de musgos y enredaderas, se van atisbando los viejos puentes de piedra que desde hace siglos cruzan el arroyo. Un poco más allá, se llega a la Plaza Principal con un jardín de árboles frondosos, que presume un bello quiosco de época.

Desde la plaza, conviene seguir a pie el escrutinio diligente de los rincones más emblemáticos y entrañables de San Sebastián del Oeste. Su Iglesia de San Sebastián, que alberga al patrono del pueblo, es hermosa y silenciosa, y el Portal del Hueso regala aromas y sensaciones de tiempos remotos. A un costado de la Presidencia se yergue una vieja casona que alberga  la Casa Museo Doña Conchita Encarnación, quien fue una insigne descendiente de potentados mineros de la época de mayor bonanza de la localidad; los documentos, fotografías y objetos de época que descansan en la propiedad, sin duda ayudan a acercarse al pasado minero del pueblo.

La Hacienda Esperanza de la Galera también es parte fundamental del patrimonio histórico del pueblo, su huerto es de los más bellos y llamativos de la localidad. La Quinta Mary a las afueras del pueblo también es entrañable; aquí vale la pena degustar el café orgánico que se produce en la propiedad, llevarte a casa un poco de este elíxir, además de algunos dulces artesanales, no es mala idea.

La Hacienda Jalisco del siglo XIX, que está remozada y se mantiene en perfecto estado, es un magnífico ejemplo de cómo vivían las familias acaudaladas en este enclave minero. La propiedad  alberga un estupendo museo donde se pueden conocer de primera mano los secretos mejor guardados de San Sebastián; entre otras cosas, aquí fue de los primeros lugares donde se generó energía eléctrica en nuestro país.

A las afueras de San Sebastián del Oeste

Es muy recomendable perderse por los caminos que rodean al pueblo. La Mina de Santa Gertrudis, a unos 5 kilómetros de San Sebastián, no tiene desperdicio; sus socavones y edificios son mudos testigos de la gran riqueza aurífera que se extrajo para la Hacienda Jalisco.

El Cerro de la Bufa, a unos diez kilómetros del poblado, es asimismo de visita obligada. Su mirador en la cumbre,  a casi 2 500 msnm, regala postales inolvidables. Desde aquí se aprecia la majestuosa belleza de toda la Bahía de Banderas. Antes de llegar al mirador hay un pequeño poblado conocido como Real Alto, que ostenta algunos tesoros coloniales de excepción; su templo de finales del siglo XVII y la imagen de la Santísima Virgen del Rosario del Real Alto, por ejemplo, son joyas de la región.

Si disfrutas de las actividades extremas, en el Rancho Ecoturístico Potrero de Mulas, que depende de la Universidad del Medio Ambiente, podrás regodearte con senderos interpretativos, espacios para la escalada, tirolesas, e instalaciones para la práctica de tiro con arco. El lugar cuenta también con cabañas y áreas para acampar frente a un bello lago, entre una frondosa y exótica vegetación.

San Sebastián del Oeste es un lugar de sorprendente belleza, en tu próximo viaje a Puerto Vallarta no dudes en acercarte a este espléndido rincón de la Sierra Madre Occidental; puedes tener la certeza de que dedicarle por lo menos un día de tus vacaciones a este Pueblo Mágico, resultará en una magnífica experiencia.

¿Quieres recibir descuentos en tu próximo vuelo?

Ingresa tus datos y te enviaremos los mejores descuentos y promociones para tu próximo viaje.

No, no quiero viajar
Obtén descuentos