Las playas de Campeche en la región del Champotón

Las playas de Campeche en la región del Champotón

Las playas de Campeche y sus manglares en todo su litoral marino, son todos refugios naturales de extraordinaria belleza.

En el Golfo de México, las playas y santuarios naturales de los litorales marinos de Campeche son serenos y delicados. Estas tierras alguna vez fueron habitadas por los mayas antiguos, antes de la llegada de los misioneros españoles, y más tarde de los piratas y filibusteros que buscaban fortunas en estos rincones paradisiacos.

Hoy, la costa campechana cuenta su historia a través de sus muros acariciados por el mar, y todavía se siguen escribiendo crónicas cautivadoras de sus proezas de tiempos de antaño, mientras en el horizonte el sol anuncia su partida con los atardeceres más hermosos.

En Champotón y sus alrededores, que en tiempos prehispánicos cruzaban la ruta de los itzaés (los sabios mayas venidos de Chichen Itzá), se tienen algunos de los escenarios costeros más fascinantes del estado. Desde aquí hasta la Laguna de Términos, existen sitios donde el viajero puede dar rienda suelta a sus inquietudes aventureras.

Las playas de Campeche en el Champotón

Champotón se encuentra a 55 kilómetros de la capital del estado; su nombre original es Chakamputún y en algún tiempo fue la capital de la región. En 1517, los conquistadores sufrieron aquí su primera y derrota, y por eso bautizaron el lugar como la Bahía de la Mala Pelea.

La ciudad está en un lugar estratégico, pues ocupa un rico territorio justo en la desembocadura de su río, y por el otro frente tiene el Golfo de México con sus encantadores horizontes. Sus plazas y edificios dan tanto al frente marino como a la ribera del río. En la Plaza Principal está el Palacio Municipal y su teatro, que es uno de los lugares de encuentro predilectos. En otra plaza se encuentra la Iglesia de Nuestra Señora de las Mercedes (siglo XVIII) construida por los franciscanos.

En el Mercado Pablo García, enclavado entre las coloridas casas campechanas, se pueden degustar delicias gastronómicas típicas; los cocteles de mariscos y los vuelve a la vida son incomparables, y así como los pescados fritos como el huachinango, los tamales de harina colada rellenos, los cangrejos hervidos, el puchero y el chocolomo que es un guiso de carne. Para cerrar con broche de oro están la guayabas dulces, y para llevar están el pan batido, el pan de cazón, y las hojaldras de a tres por veinte.

Cuando termines tu recorrido, el Río Champotón espera impávido la visita del viajero. Sus 52 kilómetros se recorren en lanchas que se van perdiendo entre manglares donde habitan cocodrilos, tortugas y aves de todo tipo. En el trayecto hay un bello islote abandonado conocido como El Cuyo, donde se encuentra un fantasmal adoratorio prehispánico, construido por los mayas itzáes en honor a Kukulkán.

Las mejores playas de Champotón están muy cerca de la ciudad. Acapulquito, por ejemplo, es una playa muy popular ya que tiene poca profundidad y un suave oleaje. La playa de Si Ho es otra de las playas más concurridas; sus arenas suaves y blancas y sus aguas turquesa invitan a disfrutar del paisaje y de sus cálidas corrientes tropicales.

La playa de Payucan ofrece horizontes idílicos con cómodas palapas a la orilla del mar, donde se degustan los mejores platillos y las cervezas más heladas. Y a unos 3 kilómetros de la ciudad, por los vestigios del Fuerte San Antonio, se encuentra la playa Paraíso donde los panoramas también son estupendos.

Sabancuy, en las estribaciones de la Laguna de Términos

En el trayecto hacia la Laguna de Términos hay algunas playas solitarias muy hermosas. En Punta Xen, a 30 kilómetros de Champotón, los paisajes son extraordinarios. En la zona hay campamentos dedicados a la protección de la tortuga marina, y puedes acercarte a ellos para conocer a estos reptiles e incluso participar en la liberación de las pequeñas tortugas en el mar.

Después se llega al estero de Sabancuy, enclavado ya en el Área de Protección de Flora y Fauna de la Laguna de Términos. Aquí llaman la atención los exóticos bicitaxis que circulan por la zona, y los centros turísticos a la orilla del mar, todos ellos con áreas para acampar y todo lo necesario para practicar actividades acuáticas.

La población posee una bella iglesia, una pequeña plaza, y calles con casonas coloridas de teja muy características de la región. El malecón del pueblo tiene su vida propia, en él puedes probar los deliciosos panuchos rellenos de camarón y pescado, y pasar la tarde admirando los atardeceres.

Isla Aguada, la última parada

La Isla Aguada se encuentra a 40 kilómetros al sureste de Sabancuy, y en realidad se trata de una semi isla exótica justo entre el Golfo de México y la Laguna de Términos. La región cuenta con playas solitarias y manglares donde habitan cientos de aves de todos tamaños y colores.

La situación geográfica de Isla Aguada es privilegiada, por lo que se pueden hacer varios paseos en lancha o en kayak por la laguna, bucear en el mar, o hacer expediciones por tierra hasta lugares como el cocodrilario El Fénix, donde podrás conocer de cerca a estos reptiles.

Desde Champotón hasta la Isla Aguada, encontrarás algunas de las playas más espectaculares de la Península de Yucatán. Si todavía no has decidido tu próximo destino playero, no descartes esta perla campechana.

¿Quieres recibir descuentos en tu próximo vuelo?

Ingresa tus datos y te enviaremos los mejores descuentos y promociones para tu próximo viaje.

No, no quiero viajar
Obtén descuentos