Atractivos turísticos de Zacatecas: historia, cultura y naturaleza

Atractivos turísticos de Zacatecas: historia, cultura y naturaleza

Los atractivos turísticos de Zacatecas, más allá de la ciudad, ofrecen rincones de inaudita belleza, que nos hablan del pasado y el presente de la región.

El estado de Zacatecas posee una identidad minera que ha perdurado a través de los siglos, y guarda en sus entrañas tesoros extraordinarios que esperan ser descubiertos por sus visitantes. Sus atractivos naturales, sus vestigios prehispánicos y sus joyas novohispanas, son parte fundamental de su herencia cultural.

La naturaleza y la historia han heredado a los zacatecanos un amplio abanico de escenarios que permanecen prácticamente desconocidos para el turismo nacional e internacional. Hoy te dejamos algunas sugerencias para que en tu próximo viaje a la entidad descubras algunos de los rincones más exclusivos y extravagantes.

Atractivos turísticos de Zacatecas: Guadalupe

Muy cerca de la ciudad de Zacatecas se encuentra una de las joyas novohispanas más espectaculares del país: el conjunto conventual de Guadalupe, frente al Jardín Juárez en el poblado del mismo nombre. Este lugar que hoy se une con la capital del estado, posee una iglesia y un museo que nacieron hace más de 300 años como el Colegio de Nuestra Señora de Guadalupe de Zacatecas. En esta institución se formaban los frailes franciscanos que emprendían misiones para evangelizar en lugares lejanos como Texas, Luisiana, California, Chihuahua y Tamaulipas.

Con las Leyes de Reforma, los franciscanos fueron expulsados de la región y el conjunto conventual fue adaptado para diversos usos. En 1917 el lugar se convirtió en el primer museo zacatecano bajo el nombre de Museo de Antigüedades del Ex Convento de Guadalupe; hoy se le conoce simplemente como Museo de Guadalupe, y es uno de los más antiguos y completos del país.

Entre las colecciones que engalanan este museo están las obras de grandes maestros de la pintura novohispana, del barroco de los siglos XVII y XVIII. Entre las obras más destacadas están las de José de Ibarra, Gabriel José de Ovalle, Cristóbal de Villalpando y Nicolás Rodríguez Juárez. Son igualmente notables los lienzos de Miguel Cabrera en la escalera principal del museo, así como el fresco de Nuestra Señora de los Zacatecas de Juan Correa.

En uno de los claustros, las series dedicadas a la vida de San Francisco y a la Pasión de Cristo son joyas del arte universal. Asimismo, son interesantes el coro del templo con sus pinturas originales, y la escultura articulada de San Francisco de Asís. Entre las salas más interesantes del museo están las dedicadas a las artes plásticas de los siglos XVIII al XX, y las salas de exhibiciones temporales que siempre presentan a artistas de renombre nacional e internacional.

Una vez finalizada la visita al museo, hay que admirar la fachada barroca de la Iglesia de Guadalupe, en cuyo interior resaltan estupendos relieves y retablos. La hermosa Capilla de Nápoles también es un increíble recinto, diseñado y construido en por fray Juan Bautista Méndez, una de las máximas glorias de la arquitectura mexicana en su tiempo.

La Quemada, fascinante zona arqueológica

A unos 50 kilómetros de la ciudad de Zacatecas, se encuentra la zona arqueológica de La Quemada, una de las más fascinantes del país. La antigua Chicomostoc, como también se conoce, ocupa más de cien hectáreas sobre un cerro elevado que mira el valle de Malpaso, y se estima que la ciudad estuvo ocupada entre los años 500 y 900 d.C. Una de las particularidades de la zona es que queda muy al norte del ámbito geográfico aceptado tradicionalmente por los arqueólogos, que suelen ubicar la frontera de Mesoamérica en el río Grande de Santiago.

Las principales estructuras de la zona se construyeron en el siglo VIII, y entre las más interesantes se encuentra el Salón de las Columnas, situado en la parte baja del conjunto urbano. En las laderas superiores destaca el Juego de Pelota, la Pirámide Votiva, así como  varios conjuntos ceremoniales y centenares de terrazas que tuvieron uso residencial.

Al recorrer la Calzada Mayor desde donde se accede a todos los puntos de mayor relevancia, no es difícil imaginar cómo lucía esta urbe en sus tiempos de bonanza, con sus estructuras construidas en lajas de piedra caliza y terminados en estuco, pintadas cuidadosamente por las hábiles manos mesoamericanas.

No olvides visitar el Museo del Sitio, donde se exponen interesantes piezas arqueológicas de la zona, entre las que se encuentran platones con motivos zoomorfos, bellas vasijas y jarrones en forma de reptil, rústicos metates, restos de lo que parecieran sacrificios humanos, entre otras cosas.

La Sierra de Cardos

Desde La Quemada hay que desplazarse unos 60 kilómetros, que bien pueden recorrerse en menos de una hora, para llegar a la espectacular Sierra de Cardos. Sus cumbres que se levantan hasta a más de 3000 msnm, presentan increíbles rocas que forman figuras, y que con los bosques de pino crean paisajes francamente fuera de serie.

En la zona existen bellos senderos que permiten acceder hasta las cumbres más altas para disfrutar de las columnas pétreas y de los increíbles panoramas de la región. Desde las alturas se alcanzan a ver extensos sembradíos de cereales, frondosas huertas, alguna presa, arroyos y espléndidos bosques que cubren prácticamente todo el horizonte.

En la Sierra de Cardos se encuentra el Centro Ecoturístico El Manantial, que ofrece todas las facilidades para pasar jornadas de ensueño en estos bosques. El lugar se encuentra encaramado a los peñascos, y ofrece acogedoras cabañas para noches espectaculares, albercas, áreas para acampar, y además cuenta con una tirolesa extrema, veredas para ciclismo, y facilidades para el montañismo y el rapel.

En tu próximo viaje a Zacatecas, estos tres destinos son  tesoros entrañables para los viajeros que disfrutan de la historia, la cultura y las emociones de las actividades extremas en escenarios naturales.

¿Quieres recibir descuentos en tu próximo vuelo?

Ingresa tus datos y te enviaremos los mejores descuentos y promociones para tu próximo viaje.

No, no quiero viajar
Obtén descuentos